▶ El fuego de la vitrocerámica no calienta lo suficiente | Solución

Un fuego de mi vitrocerámica no calienta, ¿cómo lo soluciono?

no calienta un fuego de mi vitrocerámica

Hoy en día, en muchas casas tenemos vitrocerámicas táctiles en vez de fuegos manuales a gas. Y como todo electrodoméstico, existe la posibilidad de que este se averíen y que nos cueste reconocer la posible causa. Pero al ser algo que utilizamos todos los días, es bastante necesario que este funcionando a pleno rendimiento para poder cocinar nuestras comidas.

Una de las averías más comunes es que un día nos encontremos con que un fuego se enciende, pero no caliente lo suficiente, o que directamente no se encienda.  A lo largo de este artículo te explicaremos las posibles causas y soluciones de este problema.

Si te interesa tener una ayuda más personalizada, no dudes en contactar con nuestro servicio técnico en vitrocerámicas en Madrid.

¿Por qué mi vitrocerámica no calienta?

Pueden existir diferentes causas por las que un fuego de tu vitrocerámica no se encienda:

  1. La más habitual es que el problema principal resida en el propio fuego que no esta funcionando correctamente. Para identificar si este es el caso, es necesario quitar la placa que cubre todos los fuegos, y después retirar el fuego que tiene el problema en cuestión. Tras hacer esto, es necesario comprobar que la resistencia y el termostato están en correctas con un “tester”. En caso de que alguna falle, será necesario sustituirlo.
  2. Al retirar el fuego y ver que no existe ningún problema con la resistencia y el termostato, si vemos que la corriente directamente no esta llegando al fuego es posible que el problema resida en la placa de control. En caso de que sea así, será necesario cambiarla o sustituirla por una nueva.
  3. La última posibilidad, si ninguna de las dos posibilidades anteriores se identifica como el problema, puede ser el circuito eléctrico. Es posible que haya algún fallo en su circuito eléctrico y esto este provocando que uno o más fuegos se enciendan, pero no calienten, o que directamente ni se lleguen a encender. En estos casos, es recomendable que un profesional de vitrocerámicas en Madrid le eche un vistazo, pues el circuito eléctrico es bastante más delicado que cualquiera de las dos averías anteriores.

Conclusiones: como arreglar mi vitrocerámica

Como hemos podido ver a lo largo del artículo, una vitrocerámica puede dejar de funcionar por diversas causas. Es posible que solo un fuego este estropeado, o es posible que toda la vitrocerámica no funcione. Lo primero que se debe hacer es identificar el problema con los pasos que hemos estipulado en este artículo. Tras esto, será necesario reemplazar aquellos componentes que no estén funcionando.

En Aldar tenemos una gran cantidad de artículos en nuestro blog que te ayudaran a reparar tus electrodomésticos en caso de que se averíen, desde un frigorífico que no enfría hasta qué hacer si tu caldera no da agua caliente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Call Now Button LLAMAR